Mom2Mom - ¿Tu hijo quiere un smartphone? 7 normas para un buen uso

¿Tu hijo quiere un smartphone? 7 normas para un buen uso

Para los niños, la tecnología forma parte de su vida. Muchos pequeños incluso manejan los móviles y tablets con mayor desenvoltura que sus padres. Sin embargo, esas incipientes habilidades informáticas no significan que están preparados para protegerse de los riesgos que acarrea esta tecnología o de usarla inadecuadamente.

De hecho, Bill Gates afirmó hace poco que no permitió que sus hijos tuviesen móvil propio hasta que no cumplieron los 14 años. Sin embargo, los niños españoles tienen su primer móvil entre los 10 y 11 años de edad. Si ya estás pensando en comprarle a tu hijo su primer smartphone, es conveniente que antes negocies una serie de reglas de uso.

¿Cómo potenciar una relación sana con el móvil?

  1. No usar el teléfono en la cama. En realidad, todos los miembros de la familia deberían seguir esta regla ya que se ha demostrado que la luz azul de estos dispositivos afecta la producción de melatonina y la calidad del sueño. Por tanto, puedes destinar un lugar de la casa donde todos dejéis conectados vuestros móviles mientras se cargan hasta el día siguiente.

  2. No tomar demasiadas fotos y vídeos. Enséñale a tu hijo a disfrutar del mundo, no a mirarlo a través de una pantalla. Explícale que no necesita tomar cientos de fotos de los lugares que visita ni grabar vídeos de todo lo que encuentra porque de esta manera perderá muchísimos detalles, esos que hacen que cada experiencia sea única. Obviamente, tú deberás dar el ejemplo.

  3. No instalar juegos y/o aplicaciones sin tu permiso. Existen juegos y aplicaciones para móviles que pueden contribuir al desarrollo de diferentes habilidades infantiles, desde el pensamiento lógico hasta la memoria. Sin embargo, también hay aplicaciones peligrosas que dejan el camino libre para recibir o enviar contenido sexista, discriminativo o vergonzoso o que vulneran la seguridad. Por eso, tu hijo debe tener claro que antes de instalar cualquier aplicación, debe tener tu consentimiento.

  4. No usar el móvil en situaciones potencialmente peligrosas. Cada vez es más común ver a las personas cruzando la calle mientras llevan la vista clavada en sus móviles. Explícale a tu hijo que se trata de una conducta de riesgo que no debe seguir. Tampoco debe revisas el móvil mientras va en bici o en monopatín. Si quiere leer un nuevo mensaje o responder una llamada, debe detenerse en un lugar seguro.

  5. No usar el móvil para humillar a los demás. La sensación de anonimato que proporcionan las pantallas hace que las personas se animen a hacer cosas que no harían en la vida real. Es importante que tu hijo comprenda que no puede usar el móvil para escribir cosas que no se atrevería a decir de frente. También debe saber que no puede compartir fotos o videos humillantes de otras personas, ni reírse de ellas o avergonzarlas en las redes sociales. De hecho, se trata de actos que ya están penalizados por ley.

  6. Silenciar el móvil cuando está en compañía de otras personas. Un estudio publicado en la revista Journal of Social and Personal Relationships desveló que la mayoría de las personas perciben un móvil encima de la mesa como una intromisión en la conversación y se sienten más alejados emocionalmente. Explícale a tu hijo que, aunque haya visto a adultos que lo hacen, es un signo de mala educación y que lo más conveniente es silenciar el móvil mientras conversa con los demás o cuando se encuentra en lugares públicos como restaurantes o cines.

  7. Salir sin el móvil. Una de las señales de dependencia al móvil es la ansiedad cuando el dispositivo no se encuentra cerca. Para evitarlo, puedes planificar salidas en familia libres de móviles. Así tu hijo aprenderá a vivir sin el móvil y no sentirá pánico cuando se le acaba la batería o no tiene conexión.

 

SÍGUENOS EN

DESCARGA GRATIS NUESTRA APP

PROYECTO APOYADO POR

VISITA OTROS SITES DEL GRUPO