Mom2Mom - Las mejores posiciones para dormir durante el embarazo

Las mejores posiciones para dormir durante el embarazo

Cada persona tiene su propia forma de dormir, aquella que encuentra más cómoda y le permite conciliar un sueño más reparador. Sin embargo, todas las posiciones para dormir no son recomendables puesto que algunas pueden acarrear problemas de salud a largo plazo, como alteraciones de la columna, problemas de respiración e incluso limitan la eliminación de los desechos del metabolismo cerebral.

En el embarazo, la posición para dormir adquiere una importancia aún mayor. De hecho, el 78% de las mujeres reconocen que durante el embarazo han tenido más dificultades para conciliar el sueño que en cualquier otra etapa de su vida. Los deseos de ir al baño, los calambres en las piernas, la acidez y el peso de la barriga son los principales problemas que atentan contra la calidad del sueño.

Tres posiciones para dormir que te ayudarán a aliviar las molestias del embarazo

  1. Sobre el lado izquierdo. Muchas embarazadas encuentran un gran alivio al dormir de lado. Lo ideal es que duermas sobre el lado izquierdo ya que de esta manera evitas comprimir el hígado y facilitas que se deshaga de las toxinas, además de permitir que la sangre circule mejor por los grandes vasos que se encuentran en el lado derecho del cuerpo. Así a tu bebé también le llegará más oxígeno y nutrientes. También puedes doblar un poco las rodillas, colocando una almohada muy fina entre ellas que te ayude a alinear la columna. Cuando el embarazo haya avanzado, te sentirás mucho más cómoda si colocas una almohada debajo de la barriga, que te sirva de soporte.
  2. Tronco ligeramente levantado. Esta es una posición ideal para esos días en los que has comido demasiado ya que contribuye a mantener bajo control los molestos síntomas de la acidez. También es muy recomendable si te falta un poco el aliento. Utiliza algunas almohadas o cojines para calzarte, de manera que el tronco quede ligeramente levantado.
  3. Con los pies levantados. Los pies hinchados es uno de los problemas más comunes durante el embarazo, el cual se debe a que el útero ejerce una presión sobre los vasos sanguíneos que llevan la sangre de regreso desde las piernas al corazón. Algunas mujeres también sufren calambres, generalmente provocados por el edema y el peso del cuerpo. Para combatir la hinchazón de las piernas y prevenir la aparición de varices y los molestos calambres, puedes colocar unas almohadas bajo los gemelos.

Las posiciones para dormir que debes evitar

Durante el embarazo no está contraindicado dormir boca abajo, pero a medida que la gestación avance te resultará imposible adoptar esta postura, por lo que es conveniente que te vayas adaptando desde los primeros meses a otras posiciones.

No obstante, deberías evitar dormir boca arriba, fundamentalmente durante el último trimestre de la gestación ya que a medida que el útero crece, su peso descansa sobre la vena cava inferior, que se halla cercana a la columna vertebral y tiene la función de transportar la sangre hasta las piernas. Si duermes boca arriba durante varias horas puedes sufrir mareos, problemas respiratorios y digestivos. Tu bebé también podría tener dificultades respiratorias o cardiacas ya que esta posición limita el transporte de oxígeno al feto.

Una buena noche de sueño no depende únicamente de la posición

-         Asegúrate de que la habitación tenga una temperatura agradable durante toda la noche y que esté bien ventilada.

-         Evita las cenas copiosas, así como los alimentos muy condimentados que agravan la acidez.

-         Reduce el consumo de líquidos a medida que se acerca la hora de irte a la cama para que no necesites levantarte tantas veces a orinar.

-         Desarrolla una rutina relajante antes de dormir, como darte un baño caliente, escuchar música o pedirle a tu pareja que te dé un masaje.

 

SÍGUENOS EN

DESCARGA GRATIS NUESTRA APP

PROYECTO APOYADO POR

VISITA OTROS SITES DEL GRUPO